Abrazoterapia II

9 oct. 2008

- El abrazo de costado. El abrazo de costado o lateral es magnífico para dar y recibir mientras dos caminan juntos. Cuando pasee junto a otra persona, tomados por la cintura o por el hombro, suministre de vez en cuando un generoso apretón. También es un abrazo alegre y juguetón para esos momentos que se pasan formando fila con un amigo. ¡Así, esperar "haciendo cola" es un placer!. El abrazo de costado proporciona momentos jubilosos...


- El abrazo por la espalda.
En el abrazo por la espalda (también conocido con el nombre de sujeta‑cinturas) el abrazante se aproxima al otro desde atrás, le rodea la cintura con los brazos y lo estrecha con suavidad. El sujeta‑cinturas por la espalda es el abrazo perfecto para dedicar a quien está pelando patatas, fregando cacerolas o dedicado a cualquier tarea rutinaria que se realice de pie. Nota: se expresa más sentimiento si después del abrazo se colabora en la realización de la tarea ;)

- El abrazo de corazón. Muchos consideran que el abrazo de corazón es la forma más elevada del abrazo. También los abrazoterapeutas oficiales piensan que tiene, en verdad, un gran poder. El abrazo de corazón se inicia con un contacto ocular directo, mientras los dos abrazantes permanecen de pie, cara a cara. Luego, los brazos rodean hombros o espalda. Las cabezas se juntan y se establece un contacto físico total. El abrazo es firme, pero suave. En tanto ambos respiran juntos con lentitud y facilidad, se concentran en la ternura que fluye de un corazón al otro. El abrazo de corazón viene bien cuando los abrazantes son muy viejos amigos, con muchos antecedentes de convergencias en el camino. O por el contrario, cuando son amigos muy recientes, unidos por una experiencia compartida y una fuerte emoción común.

- El abrazo a la medida. El abrazo más efectivo para usted es el que le siente bien, considerando el ambiente, la situación, la compañía y lo que usted necesite, personalmente, del abrazo: afecto, fuerza y apoyo, reafirmación de un lazo amistoso, distensión o cualquier sensación agradable presente en un abrazo. A veces se requiere un abrazo a la medida, como en el caso de un abrazante extralargo y un abrazado muy bajo (o viceversa). O cuando el abrazo, a fin de complacer a ambas partes por igual, debe incluir a un animalito celoso o un juguete favorito.

Textos extraídos de:terapiasnaturales.jaimaalkauzar.es

0 comentarios: